AustriaInnsbruck

Helou viajeros! Hace unos años tuve la suerte de visitar la bonita ciudad de Innsbruck, en Austria. Hoy os cuento qué ver y hacer en esta ciudad según en el mes en el que la visitéis.

Innsbruck es la capital del Tirol. Al estar rodeada de montañas, es muy conocida por celebrarse en ella muchos deportes de invierno.

Aunque ya veréis que tiene eventos durante todo el año, así que no dudéis en visitarla en cualquier momento!

Qué ver en Innsbruck

Estos son los imprescindibles que debéis conocer sí o sí en vuestra visita a Innsbruck. No importa el momento en el que vayáis, siempre deberán estar en la ruta.

que ver en Innsbruck
Altstadt, la ciudad vieja

Altsadt es como se conoce la ciudad vieja de Innsbruck y donde se reúnen la mayor parte de lugares de interés de la ciudad.

Aunque la ciudad ya existía desde siglos atrás, fue en el s. XV cuando empezó a cobrar importancia.

Cuentan que Maximiliano I de Hasburgo se enamoró de la ciudad de Innsbruck y la convirtió en el lugar predilecto para sus escapadas hasta que tiempo más tarde se instaló en la ciudad. Así, construyó y cambió la arquitectura de la ciudad, hasta convertirla en sede de algunos organismos del gobierno de la época.

De este periodo se conserva esta zona, llena de pequeñas calles, plazas y edificios coloridos.

Goldenes Dachl, el tejadillo de oro

En esta remodelación de la ciudad, Maximiliano I mandó construir el Goldenes Dachl, traducido como el tejadillo de oro.

Conocido así por su color, el tejadillo de oro servía como mirador para Maximiliano, desde donde podía ver todo lo que ocurría en la plaza, centro neurálgico de la época.

Aunque se le conozca como ”tejadillo de oro” no es oro lo que lo recubre, sino que son 2.657 tejas de cobre doradas al fuego, lo que le da ese color tan característico.

Además del tejadillo, Maximiliano quiso que decoraran la fachada con relieves que lo representaran a el y a aspectos de su vida, como sus hasta tres esposas diferentes.

Stadtturm

Al lado del antiguo ayuntamiento de la ciudad, se construyó la Stadtturm, una torre de vigilancia desde donde los vigilantes podían observar todo lo que sucedía en la ciudad.

Además de admirarla por su historia, os servirá para poder orientaros fácilmente, ya que es una de las torres más altas del casco antiguo.

Maria-Theresien Strass

Esta calle comercial que lleva el nombre de la emperatriz Maria Teresa, es el centro neurálgico de la ciudad.

Llena de tiendas, restaurantes y vida, cruza el barrio antiguo de Innsbruck. Así que es un lugar imprescindible para empaparse del ambiente de la ciudad.

Hofkirche

El amor que Maximiliano I sentía por Innsbruck era conocido por su familia. Así Fernando I, nieto de Maximiliano, construyó en 1553 la Hofkirche, conocida como la iglesia de la corte.

Maximiliano quería ser enterrado en Wiener Neustadt, una ciudad austriaca situada cerca de Viena. Para ello, diseñó personalmente un monumento para que fuera construido allí.

Finalmente no pudo llevarse a cabo, así que su nieto Fernando decidió construir esta iglesia gótica en Innsbruck y el monumento diseñado por Maximiliano para rendirle homenaje aunque fuera enterrado en otro lugar.

El gran cenotafio ocupa gran parte de la iglesia, y está custodiado por un montón de estatuas de bronce que representan a familiares de Maximiliano y a héroes de la época.

Hofburg, el palacio imperial

Como no podía ser de otra manera, Maximiliano I fue el que mandó construir este gran Palacio Imperial.

Fue construido con un estilo gótico tardío, y así se mantuvo hasta que la emperatriz María Teresa lo reformó para que se pareciera al mismisimo palacio de Schönbrunn de Viena.

Por aquí han pasado grandes personajes, como el emperador Francisco José y la emperatriz Sissi, que también dejaron su huella en el Palacio.

Castillo de Ambras

Construido por los condes de Andechs, el Castillo de Ambras fue pasando de famlia en familia, acabando en manos de la famliia Hasburgo.

Además de visitar el interior del Castillo, podréis visitar el museo de Arte que hay en su interior. Este museo es de gran importancia, siendo una de las sedes del museo central de arte de Viena.

Funicular Nordkettenbahn

Innsbruck es una ciudad rodeada de grandes montañas, así que su relación con ellas es inevitable.
Desde hace algunos años, se puede llegar desde el centro de la ciudad hasta Nordkette  gracias al funicular diseñado por  Zaha Hadid. Además de servir como medio de transporte, sus estaciones son una obra de arte.

Trampolín de saltos de Bergisel

También diseñado por  Zaha Hadid, el trampolín de saltos de esquí es una visita imprescindible.

No solo se construyó el trampolín, sino que a su alrededor hay un estadio para los espectadores de este deporte.

Además, en su torre se pueden encontrar hasta restaurantes y un mirador desde donde poder observar las montañas del Tirol.

Qué hacer en Innsbruck por meses

Como os decía al incio del post, Innsbruck ofrece planes durante todos los meses del año. Por eso, aquí os destaco lo que podéis hacer según el mes en el que visitéis la ciudad.

Para conocer más planes, podéis visitar esta página sobre Innsbruck, donde siempre están al día con los eventos de la ciudad.

Enero

En enero, la ciudad acaba con las celebraciones de la navidad. Si viajáis en esta época, debéis visitar los Mundos de Cristal de Swarovski.  En el centenario de la empresa, decidieron celebrarlo construyendo un espacio que ellos denominan de fantasía. Con exposiciones, arte, restaurantes,etc.

Del 18 de enero al 17 de febrero de 2019 se celebra el Festival de Luz. Un festival donde todo el recinto se llena de colores y luces.

Febrero

Si visitáis la ciudad en Febrero, no os podéis perder los campeonatos mundiales de esquí.

En el trampolín de Bergisel se celebra este campeonato del 20 al 24 de febrero. Un espectáculo increíble lleno de nieve.

Marzo

En el mes de marzo se celebra el carnaval en Innsbruck, un carnaval tirolés que nada tiene que envidiar al veneciano.

En Axams, un pueblo muy cercano a Innsbruck, se celebran fiestas y bailes, además de desfiles con mascaras.

Abril

En abril se celebra la pascua en Innsbruck, unas semanas llenas de conciertos, exposiciones y actividades.

Destaca el Mercado de Pascua. Se celebra desde el 12 abril hasta el  22 abril 2019, enfrente del Tejadillo de oro. Abre cada día de 11:00 a 19:00 y podréis ver muchos puestos donde poder comprar los típicos huevos de pascua.

Además, si sois amantes del running y visitáis la ciudad en abril estáis de suerte.

Podéis correr la carrera de primavera (Tirol Milch Frühlingslauf) el 6 de abril o la Happy Run, una carrera solidaria el día 14 de abril. Donde se pueden correr 4,5km, 10,5 km o media maratón.

Mayo

Para dar al bienvenida al buen tiempo, un plan genial es pasear por las orillas del río Inn o por los jardines del Palacio Imperial, por donde paseaba la emperatriz Maria Teresa.

En mayo se celebran muchísimas carreras como:

  • Innsbruck Nighttrai, un trail nocturno de 7km que se celebra el  2 de mayo
  • Innsbruck Alpine Trailrun Festival, un trail de montaña donde se pueden correr distancias de hasta 85 km. Se celebra del 2 al 4 de mayo.
  • Stadtlauf Innsbruck, una carrera que se puede hacer en solitario o por relevos. Se celebra el 19 de mayo.

Junio

En junio, siguen los eventos deportivos en Innsbruck, ya que se celebran muchas competiciones de ciclismo, como Slalom o competiciones en el circuito de Innsbruck.

También podéis aprovechar el buen tiempo para conocer pueblos como Sellrain o Gries. Estos pueblos forman parte de la Asociación Alpina Austriaca.

Si os atrevéis lo podéis probar!

Julio

Amantes de la música, Julio es vuestro mes para visitar Innsbruck.

Durante todo el mes de Julio se celebrar los ”Conciertos al aire libre”. Cada día se dan cita diferentes orquestas en el Palacio Imperial para tocar obras de la música clásica moderna.

Agosto

Durante el mes de agosto se celebra el Innsbruck’s Festwochen der Alten Musik, es decir, el festival de música antigua.

En este mes, se celebra un concurso musical, llamado Cesti, donde los concursantes cantan opera o canciones barroca. Será su 10 aniversario en 2019.

Si la música no es lo vuestro, podéis aprovechar el calor de agosto para daros un baño en los lagos que rodean Innsbruck.  Es común entre la gente de la ciudad ir a pasar el día al lago.

Podéis elegir lagos como Möserer See o  Badesee Rossau. A este último se puede llegar incluso en transporte público desde el centro de Innsbruck.

Septiembre

Septiembre es un gran mes para aprovechar el ”programa de senderismo gratuito”.

Si os hacéis con la Welcome Card ,una tarjeta gratuita, podréis hacer ecursiones de senderismo con  guías de montaña para conocer los miradores y los alrededores de Innsbruck.

En este servicio no importa que no vayáis preparados, ya que disponen de botas y mochilas para prestar y así poder estar equipados para la excursión.

Octubre

Aprovechando los últimos días de montaña sin nieve, si visitáis la ciudad en Octubre, podéis hacer una excursión hasta Muttereralm.

Aquí podréis encontrar muchas actividades para todas las edades, como por ejemplo un circuito entre las copas de los árboles.

Aunque la estrella de Muttereralm son los Mountain Carts. Unos coches que bajan a toda velocidad por una pista de montaña.

Si vais a finales de mes y ya ha nevado no os preocupéis, porque esa pista de montaña se convierte en pista de esquí, donde podréis disfrutar igual.

Noviembre

Noviembre es un mes perfecto para esquiar en la Olympia Skiworld, un conjunto de 9 estaciones de esquí que rodean la ciudad de Innsbruck.

Si os gusta el esquí es una experiencia única. El forfait de Olimpya Skiworld ofrece muchísimas cosas. Bus y funicular gratuito desde Innsbruck, pistas de nieve artificial por si no hay suficiente,etc. Incluso la posibilidad de poder esquiar de noche!

Diciembre

Diciembre es el mes más mágico en Innsbruck. Mercadillos de navidad, gastronomía especial, música en las plazas.

Si tenéis vacaciones en navidad, es una gran oportunidad para pasarlas en algún refugio de montaña. Podréis esquiar y al acabar el día relajaros al fuego de la chimenea.

Con tantos planes al alcance, Inssbruck es una ciudad para visitarla. Yo estoy deseando volver. Ahora solo nos queda elegir en qué mes lo hacemos.

Y para que os entren más ganas de ir, desde aquí, podéis ver en directo la ciudad, para ver qué tiempo hace o como luce.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario